Para los amantes del espacio y las estrellas, el mes de mayo será especial. Lo más destacado se debe a las lluvias de meteoritos y a un cielo mucho más brillante.

Lluvia de estrellas Eta Acuáridas:

Después de los líridas, los meteoros Eta Acuáridas comienzan a caer cada año el 20 de abril y tienen su máxima actividad durante la primera semana de mayo, alrededor del día 7.

Este fenómeno se produce porque la Tierra pasa por los restos dejados por el cometa Halley hace cientos de años. Su radiante (región del cielo por donde hacen su aparición) se ubica en la constelación Acuario, que se observa en dirección este durante la presente temporada en el hemisferio sur.

Este año, el mejor momento para apreciar dicho evento será desde las 2.00 a. m. (hora del este / Perú) hasta el amanecer, entre el 4 y 6 de mayo: durante esas horas, la Luna desaparecerá por el horizonte y dejará el cielo completamente oscuro, lo que permitirá vislumbrar con mayor facilidad las estrellas fugaces (hasta 40 por hora).

Superluna de mayo

Una vez más, la Luna se mostrará más grande y brillante, convirtiéndose en la última superluna del año.

Su perigeo (máximo acercamiento a la Tierra) se producirá en la noche del 5 de mayo, pero estará completamente llena en la madrugada del 7. La superluna alcanzará su etapa cumbre en el amanecer, a las 5:45 a. m., cuando se ponga por el oeste.

Saturno, Júpiter y la Luna

Los gigantes de nuestro sistema solar, Júpiter y Saturno, aparecerán cerca de la Luna desde las primeras horas de la madrugada del 12 de mayo. Aparecerán entre el este y el suroeste, y ‘atravesarán’ el cielo mientras pasan las horas.

Nuestro satélite natural, iluminado a la mitad durante su fase de cuarto menguante, seguirá siendo el astro más brillante. Pero Júpiter no se quedará muy atrás: será más resplandeciente que Saturno debido al mayor tamaño y cercanía de la Tierra.

FUENTE: LA REPUBLICA

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here