Las aguas de Puerto Marqués se llenaron de un brillante color fosforescente conocido como “bioluminiscencia”

a ausencia de turistas y equipo acuático en las playas de Puerto Marqués en Acapulco, provocó que resurgiera un fenómeno natural en sus aguas llamado “bioluminiscencia”.

La noche del 20 de abril las playas de Puerto Marqués se mostraron con colores azul fluorescente y brillantes, resultado de un fenómeno llamado bioluminiscencia que no se había visto en más de 60 años en Acapulco.

La bioluminiscencia se origina por una enzima llamada luciferasa que genera una reacción química en el agua que posteriormente se manifiesta como luz.

En redes sociales, vecinos compartieron fotos y videos de este hermoso regalo de la naturaleza. Aseguran que este fenómeno no se había dado por el exceso de turistas y motos acuáticas que atropellan al plancton que la origina.

Desde hace varias semanas el Gobierno estatal declaró cerradas las playas de Acapulco para evitar contagio masivo de COVID-19 por la llegada de turistas al puerto

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here